DOMINF 2017

La Pontificia Obra de la Santa Infancia conocida también como IAM organiza cada año una Jornada Mundial, durante la cuál atrae la atención de los niños hacia las necesidades espirituales y materiales de los más pequeños de todo el mundo. Los niños son animados a ofrecer a otros niños del mundo su ayuda en forma de oración, sacrificio y donativos, estimulándoles a descubrir en ellos el rostro mismo de Jesús. Al llamar su atención sobre las necesidades materiales de los niños pobres, no se debe dejar de poner manifiesto la riqueza de sus valores espirituales. Abriéndose unos a otros para que así, los niños aprendan a conocerse y a quererse como hermanos y de este modo se enriquezcan mutuamente.

Más en esta categoría: XVII CONIAM »